HCA Gives $1 Million in Aid for Ebola Response

Hiperplasia Prostática Benigna

Términos Relacionados:

  • Agrandamiento de Próstata

Uses

Principales Tratamientos Naturales Propuestos

Pygeum

Si usted es un hombre y vive lo suficiente, casi es seguro que desarrollará hiperplasia prostática benigna (BPH por sus siglas en inglés). Nueve por ciento de todos los hombres muestran señales de dicho agrandamiento de próstata a la edad de 80 años. Los síntomas incluyen dificultad para comenzar a orinar, una disminución de la fuerza del flujo de orina, una sensación de plenitud en la vejiga después de orinar y la necesidad de orinar muchas veces en la noche. Finalmente, la obstrucción puede volverse tan grave que es imposible orinar.

El tratamiento más común para la BPH es la cirugía que elimina la mayoría de las glándulas de la próstata. Los medicamentos Cardura, Flomax, Hytrin y Proscar pueden aliviar los síntomas de la BPH. Además, se ha demostrado que la Proscar encoje la próstata y reduce a la mitad la necesidad de una cirugía.

Principales Tratamientos Naturales Propuestos

Los hombres que pueden estar sospechando de que sufren de BPH deben asegurarse de ver a un médico para descartar el cáncer de próstata. Después de que se haya hecho, hay muchas opciones naturales disponibles que tienen buen respaldo científico. Además, es difícil pensar en otra enfermedad para la que haya bastantes terapias naturales que han demostrado ser efectivas.

Saw Palmetto

El mejor tratamiento herbal documentado para la BPH es el aceite de la baya del árbol saw palmetto. Este es un árbol nativo de norteamérica; aunque los europeos son los principales consumidores de saw palmetto, aún se siembra principalmente en norteamérica.

Históricamente, los estadounidenses nativos usaban las bayas del árbol saw palmetto para el tratamiento de distintos problemas urinarios en los hombres y para trastornos de mama en las mujeres. Los médicos europeos y estadounidenses emplearon la saw palmetto como un tratamiento para BPH, pero en los Estados Unidos recientemente la hierba perdió aceptación.

El interés de los europeos continuó y en 1960 los investigadores franceses descubrieron que, al concentrar los aceites de la baya de saw palmetto, podían maximizar la efectividad de la hierba. Subsecuentemente, una versión estándar del aceite de saw palmetto se convirtió en un tratamiento aceptado para el agrandamiento de próstata en Nueva Zelanda, Francia, Alemania, Austria, Italia, España y otros países europeos.

Esta hierba es tan bien aceptada en Europa que los farmacéuticos sintéticos están considerando una terapia alternativa para la BPH. En Alemania, la saw palmetto es el séptimo producto herbal recetado con más frecuencia. Los estudios sugieren que los beneficios se desarrollarán después de aproximadamente 4 a 6 semanas de tratamiento en dos tercios de hombres que la prueban.

La saw palmetto ofrece dos ventajas potenciales sobre el tratamiento convencional con medicamentos. El más obvio es que normalmente no causa efectos secundarios. Otra ventaja es que la saw palmetto no cambia los niveles del antígeno específico de la proteína (PSA por sus siglas en inglés). Las pruebas de laboratorio que miden los niveles de PSA se utilizan para hacer la revisión del cáncer de próstata. Sin embargo, el medicamento ampliamente utilizado, Proscar, puede reducir de manera artificial los niveles de PSA, que podrían tener un efecto sin intención de disimular el cáncer de próstata.

La saw palmetto algunas veces también se utiliza para tratar la prostatitis crónica, pero podría no ser efectiva. Una prueba abierta que comparó la saw palmetto con el medicamento Proscar para el tratamiento de la prostatitis crónica no bacteriana descubrió que, mientras la hierba no produjo mejoría en los síntomas, el medicamento si lo hizo. 1

La evidencia científica para la saw palmetto en el agrandamiento de próstata es bastante impresionante, aunque no es perfecta.

Por lo menos ocho estudios de doble ciego controlados por placebo que involucraron a un total de casi 600 participantes ha comparado los beneficios de la serenoa contra el placebo en un período de 1 a 3 meses. 2 - 8,58 En todos excepto uno de esos estudios, la hierba mejoró de manera significativa el índice de flujo de orina y muchas otras medidas de enfermedad de la próstata.

Un estudio de doble ciego dio seguimiento a 1,098 hombres que recibieron la saw palmetto o el medicamento Proscar en un período de 6 meses. 9 De acuerdo a los resultados, los dos tratamientos fueron aproximadamente igual de exitosos al reducir los síntomas notables y ninguno produjo algo parecido a un efecto secundario. Sin embargo, el Proscar disminuyó los niveles de PSA, presentando un riesgo de ocultar el cáncer de próstata (ver la discusión anterior bajo el encabezado Saw Palmetto: A Well-Documented Alternative to Prostate Medications). La saw palmetto no provocó este problema. Por otra parte, las mediciones cuidadosas mostraron que el Proscar provocó que la próstata de los hombres se redujera al 18%, mientras que la saw palmetto sólo provocó una reducción del 6% en tamaño. Aunque el tamaño de la próstata no corresponde bien con la gravedad de los síntomas, dicha disminución en el tamaño podría indicar una probabilidad menor de necesidad de cirugía. Esta es una ventaja potencial del medicamento.

Un estudio de 52 semanas de doble ciego de 811 hombres comparó la saw palmetto con un medicamento estándar para la BPH en otra clase: El alfabloqueador tamsulosina. 10 De nuevo, ambos tratamientos probaron ser igualmente efectivos. Sin embargo, la saw palmetto provocó menos efectos secundarios que el medicamento. Además, la hierba causó algún encogimiento de próstata, mientras que el medicamento causó un ligero agrandamiento de próstata.

Aunque hay muchas teorías acerca de cómo funciona la saw palmetto, ninguna se ha establecido de manera concluyente. La mejor evidencia sugiere que la hierba afecta las hormonas masculinas.

Para información de seguridad y de dosis importantes, vea el artículo completo serenoa .

Pygeum

El árbol pygeum es un árbol exageradamente perenne nativo de África central y de Sudáfrica. Su corteza se ha utilizado desde épocas antiguas para problemas urinarios.

Al menos se han realizado 17 pruebas de doble ciego del pygeum para la BPH, involucrando a un total de casi 1,000 individuos y variando en duración de 45 a 90 días. 18-22,57 Muchos de esos estudios fueron reportados y/o diseñados de mala forma. Sin embargo, en forma total, los resultados si sugieren que el pygeum puede reducir síntomas tales como orinar por la noche, la frecuencia urinaria y el volumen de orina residual.

La mejor de estas pruebas se llevó a cabo en ocho sitios en Europa e incluyó 263 hombres entre 50 y 85 años de edad. 23 Participantes recibieron 50 miligramos de extracto de pygeum o un placebo dos veces al día. Los resultados mostraron mejoras significativas en distintas mediciones de la gravedad de BPH.

Realmente no sabemos cómo funciona el pygeum. Al contrario del medicamento finasteride, no parece funcionar al afectar la conversión de testosterona a dihidrotestosterona. 24 En vez de eso se piensa que reduce la inflamación en la próstata y también inhibe los factores de crecimiento de la próstata, substancias implicadas en el inadecuado agrandamiento de la próstata. 25,26,27 No sabemos si el pygeum puede reducir la necesidad de la cirugía de próstata o si afecta los niveles de PSA.

Para más información, incluyendo dosis y cuestiones de seguridad, vea el artículo completo del pygeum .

Raíz de Ortiga

Cualquiera que viva en un lugar dónde crece la ortiga descubrirá los poderes de esta planta color verde obscuro. Dependiendo de la especie, los finos hilos de sus hojas y el tallo provocan un dolor que quema que dura de horas a semanas. Tanto sus hojas como sus raíces pueden utilizarse como medicina. La raíz es un tratamiento europeo popular para la BPH. Sin embargo, no ha sido tan bien estudiada como la saw palmetto o el pygeum.

Un estudio de doble ciego controlado por placebo de 50 hombres por 9 semanas encontró un aumento significativo en el volumen de orina y el índice de flujo de orina. 32 En otro estudio de doble ciego controlado por placebo, el tratamiento de 67 hombres con ortiga produjeron una mejoría del 14% en el flujo de orina y una disminución del 53% en la orina residual. 33

Finalmente, un estudio de doble ciego controlado por placebo de 40 hombres encontró una disminución significativa en la frecuencia de la necesidad de orinar después de 6 meses. 34

Para más información, incluyendo dosis y cuestiones de seguridad, vea el artículo completo sobre la ortiga .

Beta Sitosterol

Numerosas plantas contienen compuestos parecidos al colesterol llamados sitosteroles y sus parientes cercanos sitosterolinas. Se utiliza una mezcla especial de los llamados betasitosteroles para el tratamiento de la BPH.

Una revisión de la literatura, publicado en 1999, descubrió un total de cuatro estudios aleatorios, doble ciego controlado por placebo, sobre los betasitosteroles para la BPH, reclutando un total de 519 hombres. 37 - 40 Todos excepto uno de esos estudios encontraron beneficios significativos tanto en los síntomas percibidos como en las mediciones objetivas tales como el índice de flujo de orina. La prueba más grande dio seguimiento a 200 hombres con BPH por un período de 6 meses. 41 Después de que se completo el estudio, se les dio seguimiento a muchos de los participantes por otro año, durante el cual continuaron los beneficios. 42 Se observaron resultados similares en una prueba de 6 meses de doble ciego de 177 individuos con BPH. 43

Para más información, incluyendo dosis y cuestiones de seguridad, vea el artículo completo del beta sitosterol .

Polen de Pasto.

El polen de pasto también se utiliza para tratar la BPH. Los pastos utilizados para esta preparación son 92% de centeno, 5% de timothy y 3% de maíz. Los extractos de polen relacionados se usan para vacunas contra alergia. Sin embargo, los extractos del polen de pasto aquí descritos son diferentes en que a ellos se les ha extraído su componente alergénico. El polen de pasto también es un producto completamente distinto al polen de abeja.

Dos estudios de doble ciego controlado por placebo encontraron que el extracto del polen de pasto puede mejorar los síntomas del agrandamiento de próstata. 45,46 También han habido estudios abiertos que compararon el polen de pasto con diferentes tratamientos para la BPH. 47,48

En el primer estudio de doble ciego controlado por placebo, se asignaron 103 individuos a tomar ya fuera el placebo o dos cápsulas de extracto de polen estándar tres veces diariamente por un período de 12 semanas. 49 Al final del estudio, 69% de los participantes que habían estado tomando el polen de pasto habían reducido el numero de viajes que tenían que hacer al baño por la noche. En el grupo con placebo, sólo el 37% reportó una mejoría en este síntoma. La cantidad de orina que quedaba en la vejiga después de orinar se redujo en el grupo con tratamiento a 24 ml y a 4 ml para el grupo con placebo. Ambas fueron mejoraís estadísticamente significativas para aquellos tomando el polen de pasto.

El segundo estudio doble ciego controlado por placebo duró más pero recluto a menos participantes. 50 Se reclutaron cincuenta y siete hombres con agrandamiento de próstata en este estudio, con 31 que tomaron 92 mg del extracto de polen de pasto diariamente durante 6 meses y los 26 restantes tomaron un placebo. Al igual que con el estudio anterior, se encontraron mejorías estadísticamente significativas en la frecuencia de orinar por la noche y el vaciado de la vejiga con el uso del extracto de polen de pasto. Además, 69% de los participantes que recibieron el tratamiento reportaron una mejoría total, mientras que sólo el 29% del grupo que tomaba el placebo sintió que había mejorado, otra diferencia estadísticamente significativa .

Un importante hallazgo en este estudio fue que la próstata de los hombres que tomaron el polen de pasto disminuyó de manera significativa en tamaño de acuerdo a las mediciones de ultrasonido que se tomaron.

Nadie sabe con certeza cómo causa el extracto de polen de pasto los resultados benéficos observados en los estudios. Una teoría dice que inhibe la producción del cuerpo de prostaglandinas y leucotrienos, que podrían aliviar la congestión de próstata al reducir la inflamación. 51

Para más información, incluyendo dosis y cuestiones de seguridad, vea el artículo completo sobre extracto de polen de hierba .

Combinación de Tratamiento

Una prueba de 48 semanas de doble ciego con 543 hombres con principios de BPH comparó la saw palmetto y la raíz de ortiga combinadas contra el Proscar y encontró los mismos beneficios. 55

En un estudio de 3 meses, doble ciego controlado por placebo, de 144 hombres con BPH, el uso de un producto combinado que contenía serenoa, extracto de polen de pasto, betasitosterol y vitamina E redujo los síntomas de manera significativa. 59

Una prueba de 6 meses de doble ciego controlado por placebo de 44 hombres a los que se les dio una mezcla herbal de saw palmetto (que contenía, además, raíz de ortiga y aceite de semilla de calabaza) encontró un encogimiento en el tejido de la próstata. 56 No se observó alguna mejora significativa en los síntomas, pero los autores señalaron que el tamaño del estudio fue demasiado pequeño para detectar estadísticamente dichas mejoras si es que ocurrían.

Otros Tratamientos Naturales Propuestos

Las semillas de calabaza están aprobadas para el uso en la BPH por la Comisión Alemana E. El mineral zinc también se recomienda comúnmente tanto en Europa y los Estados Unidos como un tratamiento para la enfermedad de la próstata, al igual que el aceite de linaza . Sin embargo, no hay evidencia significativa que indique que cualquiera de estas opciones sean efectivas.

Revision Information

  • 1

    Volpe MA, Cabelin M, Te AE, et al. A prospective trial using saw palmetto versus finasteride in the treatment of chronic nonbacterial prostatitis (CP). Presented at: American Urological Association 2001 Annual Meeting; June 2 - 7, 2001; Anaheim, Calif.

  • 2

    Emili E, Lo Cigno M, Petrone U. Clinical trial of a new drug for treating hypertrophy of the prostate (Permixon®) [in Italian]. Urologia. 1983;50:1042 - 1048.

  • 3

    Champault G, Patel JC, Bonnard AM. A double-blind trial of an extract of the plant Serenoa repens in benign prostatic hyperplasia. Br J Clin Pharmacol . 1984;18:461 - 462.

  • 4

    Tasca A, Barulli M, Cavazzana A, et al. Treatment of obstructive symptomology caused by prostatic adenoma using an extract of Serenoa repens . Double-blind clinical study vs. placebo [in Italian; English abstract]. Minerva Urol Nefrol. 1985;37:87 - 91.

  • 5

    Boccafoschi C, Annoscia S. Comparison of Serenoa repens extract with placebo by controlled clinical trial in patients with prostatic adenomatosis [in Italian]. Urologia. 1983;50:1257 - 1268.

  • 6

    Smith HR, Memon A, Smart CJ, et al. The value of Permixon® in benign prostatic hypertrophy. Br J Urol. 1986;58:36 - 40.

  • 7

    Descotes JL, Rambeaud JJ, Deschaseaux P, et al. Placebo-controlled evaluation of the efficacy and tolerability of Permixon® in benign prostatic hyperplasia after exclusion of placebo responders. Clin Drug Invest. 1995;9:291 - 297.

  • 8

    Mattei FM, Capone M, Acconcia A. Serenoa repens extract in the medical treatment of benign prostatic hypertrophy [in Italian]. Urologia . 1988;55:547 - 552.

  • 9

    Carraro JC, Raynaud JP, Koch G, et al. Comparison of phytotherapy (Permixon®) with finasteride in the treatment of benign prostate hyperplasia: a randomized international study of 1,098 patients. Prostate. 1996;29:231 - 240.

  • 10

    Debruyne F, Koch G, Boyle P, et al. Comparison of a phytotherapeutic agent(Permixon) with an alpha-blocker (Tamsulosin) in the treatment of benignprostatic hyperplasia: a one-year randomized international study. Eur Urol. 2002;41:497-507.

  • 16

    Menchini-Fabris GF, Giorgi P, Andreini F, et al. New perspectives on the use of Pygeum Africanum in prostato-bladder pathology [in Italian; English abstract]. Arch Ital Urol Nefrol Androl. 1988;60:313 - 322.

  • 17

    Carani C, Salvioli V, Scuteri A, et al. Urological and sexual evaluation of treatment of benign prostatic disease using at high doses [in Italian; English abstract]. Arch Ital Urol Nefrol Androl . 1991;63:341 - 345..

  • 18

    Bombardelli E, Morazzoni P. Prunus africana (Hook. f.) Kalkm. Fitoterapia. 1997;68:205 - 218.

  • 19

    Bongi G. Tadenan in the treatment of prostatic adenoma. Anatomo-clinical study [in Italian]. Minerva Urol. 1972;24:129 - 139.

  • 20

    Rizzo M. Terapia medica dell'adenoma della prostata: Valutazione clinica comparativa tra estratto di Pygeum africanum ad alte dosi e placebo. Farmacia Terapia. 1985;2:105 - 110.

  • 21

    Ranno S, Minaldi G, Viscusi G, et al. Efficacy and tolerability of prostate adenoma treatment with Tadenan 50 [in Italian; English abstract]. Prog Med . 1986;42:165 - 169.

  • 22

    Bassi P, Artibani W, De Luca V, et al. Standardized extract of Pygeum Africanum in the treatment of benign prostatic hypertrophy. Controlled clinical study versus placebo [in Italian]. Minerva Urol Nefrol. 1987;39:45 - 50.

  • 23

    Barlet A, Albrecht J, Aubert A, et al. Efficacy of Pygeum africanum extract in the medical therapy of urination disorders due to benign prostatic hyperplasia: evaluation of objective and subjective parameters. A placebo-controlled double-blind multicenter study [translated from German]. Wien Klin Wochenschr. 1990;102:667 - 673.

  • 24

    Rhodes L, Primka RL, Berman C, et al. Comparison of finasteride (Proscar), a 5-alpha reductase inhibitor, and various commercial plant extracts in in vitro and in vivo 5-alpha reductase inhibition. Prostate. 1993;22:43 - 51.

  • 25

    Andro MC, Riffaud JP. Pygeum Africanum extract for the treatment of patients with benign prostatic hyperplasia: a review of 25 years of published experience. Curr Ther Res. 1995;56:796 - 817.

  • 26

    Kozai K, Miyake Y, Kohda H, et al. Inhibition of glucosyltransferase from Streptococcus mutans by oleanolic acid and ursolic acid. Caries Res. 1987;21:104 - 108.

  • 27

    Yablonsky F, Nicolas V, Riffaud JP, et al. Antiproliferative effect of Pygeum Africanum extract on rat prostatic fibroblasts. J Urol. 1997;157:2381 - 2387.

  • 32

    Vontobel HP, Herzog R, Rutishauser G, et al. Results of a double-blind study on the effectiveness of ERU (extractum radicis Urticae) capsules in conservative treatment of benign prostatic hyperplasia [translated from German]. Urologe A . 1985;24:49 - 51.

  • 33

    Dathe G, Schmid H. Phytotherapy of benign prostate hyperplasia (BPH); double-blind study with stinging nettle root extract (Extractum Radicis Urticae - ERU) [translated from German]. Urólogo B . 1987;27:223 - 226.

  • 34

    European Scientific Cooperative on Phytotherapy. Urticae radix . Exeter, UK: ESCOP; 1996 - 1997; Monographs on the Medicinal Uses of Plant Drugs, Fascicule 2:4.

  • 37

    Wilt TJ, MacDonald R, Ishani A. Beta-sitosterol for the treatment of benign prostatic hyperplasia: a systematic review. BJU Int. 1999;83:976-983.

  • 38

    Klippel KF, Hiltl DM, Schipp B. A multicentric, placebo-controlled, double-blind clinical trial of beta-sitosterol (phytosterol) for the treatment of benign prostatic hyperplasia. German BPH-Phyto Study group. Br J Urol . 1997;80:427 - 432.

  • 39

    Kadow C, Abrams PH. A double-blind trial of the effect of beta-sitosteryl glucoside (WA184) in the treatment of benign prostatic hyperplasia. Eur Urol . 1986;12:187 - 189.

  • 40

    Berges RR, Windeler J, Trampisch HJ, et al. Randomised, placebo-controlled, double-blind clinical trial of beta-sitosterol in patients with benign prostatic hyperplasia. Beta-sitosterol Study Group. Lanceta. 1995;345:1529 - 1532.

  • 41

    Berges RR, Windeler J, Trampisch HJ, et al. Randomised, placebo-controlled, double-blind clinical trial of beta-sitosterol in patients with benign prostatic hyperplasia. Beta-sitosterol Study Group. Lanceta . 1995;345:1529 - 1532.

  • 42

    Berges RR, Kassen A, Senge T. Treatment of symptomatic benign prostatic hyperplasia with beta-sitosterol: an 18-month follow-up. BJU Int. 2000;85:842 - 846.

  • 43

    Klippel KF, Hiltl DM, Schipp B. A multicentric, placebo-controlled, double-blind clinical trial of beta-sitosterol (phytosterol) for the treatment of benign prostatic hyperplasia. German BPH-Phyto Study group. Br J Urol . 1997;80:427 - 432.

  • 45

    Becker H, Ebeling L. Conservative therapy of benign prostate hyperplasia (BPH) with Cernilton®N. Results of a placebo-controlled double-blind study [translated from German]. Urologe [B] . 1988;28:301 - 306.

  • 46

    Buck AC, Cox R, Rees RWM, et al. Treatment of outflow tract obstruction due to benign prostatic hyperplasia with the pollen extract, Cernilton:a double-blind, placebo-controlled study. Br J Urol . 1990;66:398 - 404.

  • 47

    Maekawa M, Kishimoto T, Yasumoto R, et al. Clinical evaluation of Cernilton on benign prostatic hypertrophy-a multiple center double-blind study with Paraprost [in Japanese; English abstract]. Hinyokika Kiyo . 1990;36:495 - 516.

  • 48

    Dutkiewicz S. Usefulness of Cernilton in the treatment of benign prostatic hyperplasia. Int Urol Nephrol . 1996;28:49 - 53.

  • 49

    Becker H, Ebeling L. Conservative therapy of benign prostate hyperplasia (BPH) with Cernilton®N. Results of a placebo-controlled double-blind study [translated from German]. Urologe [B] . 1988;28:301 - 306.

  • 50

    Buck AC, Cox R, Rees RWM, et al. Treatment of outflow tract obstruction due to benign prostatic hyperplasia with the pollen extract, Cernilton:a double-blind, placebo-controlled study. Br J Urol . 1990;66:398 - 404.

  • 51

    Loschen G, Ebeling L. Inhibition of the arachidonate metabolism by an extract of rye pollen [in German; English abstract]. Arzneimittelforschung . 1991;41:162 - 167.

  • 55

    Sokeland J. Combined sabal and urtica extract compared with finasteride in men with benign prostatic hyperplasia: analysis of prostate volume and therapeutic outcome. BJU Int . 2000;86:439 - 442.

  • 56

    Marks LS, Partin AW, Epstein JI, et al. Effects of a saw palmetto herbal blend in men with symptomatic benign prostatic hyperplasia. J Urol. 2000;163:1451 - 1456.

  • 57

    Wilt T, Ishani A, MacDonald R, et al. Pygeum Africanum for benign prostatic hyperplasia. Cochrane Database Syst Rev. 2002;1:CD001044.

  • 58

    Gerber GS, Kuznetsov D, Johnson BC, et al. Randomized, double-blind, placebo-controlled trial of saw palmetto in men with lower urinary tract symptoms. Urología. 2001;58:960-964.

  • 59

    Preuss HG, Marcusen C, Regan J, et al. Randomized trial of a combination of natural products (cernitin, Saw Palmetto, B-sitosterol, vitamin E) on symptoms of benign prostatic hyperplasia (BPH). Int Urol Nephrol. 2001;33:217-225.