Aceite de Orégano

Uses

Principales Usos Propuestos

Otros Usos Propuestos

El común condimento alimenticio orégano crece de manera silvestre en las montañas de países Mediterráneos. En la Grecia antigua, el orégano o su aceite esencial se usaba para el tratamiento de heridas, mordeduras de víbora, mordeduras de araña, y problemas respiratorios. Los usos respiratorios dominaron la historia medicinal del orégano en la Europa medieval, pero en el siglo XIX, los médicos en la escuela Ecléctica (un movimiento médico que enfatizó el tratamiento herbal) usaban el orégano para fomentar la menstruación.

¿Para Qué Se Usa el Aceite de Orégano Hoy en Día?

En la década de 1990, el concepto del síndrome de hipersensibilidad por cándida (con frecuencia llamado "candidiasis sistémica" o simplemente "cándida") se volvió popular en los círculos de medicina alternativa. Esta teoría declara, en breve, que muchas personas desarrollan niveles excesivos de la cándida Candida albicans , y subsecuentemente experimentan síntomas alérgicos a la cándida en su cuerpo. Los síntomas de este supuesto síndrome incluyen condiciones comunes como cansancio y dolor de cabeza, y se ha ofrecido una serie de tratamientos anticandidiales como tratamiento. El aceite de orégano es uno de los más recientes de estos productos.

Es verdad que el aceite de orégano es tóxico para muchos tipos de microorganismos, incluyendo hongos y parásitos. 1-15

Sin embargo, es el mismo caso con cientos de aceites esenciales de hierbas, sin mencionar vinagre, alcohol, y lejía. Los microorganismos aniquilantes en un tubo de ensayo o sobre la superficie de un bloque de queso están muy lejos de tener efectos medicinales en el cuerpo. Sólo estudios doble ciego , controlados con placebo en humanos pueden probar que un tratamiento es efectivo, y no se ha realizado ninguno sobre el aceite de orégano.

No obstante, el aceite de orégano se comercializa ampliamente como un tratamiento para la cándida. Hay una teoría relacionada de que muchas personas padecen de parásitos intestinales no diagnosticados; el aceite de orégano también se comercializa para el tratamiento de este supuesto problema. El aceite de orégano también es defendido para docenas de otras enfermedades; que van desde asma e infección por VIH hasta artritis reumatoide , aunque sin alguna justificación confiable.

Los sitios web que venden aceite de orégano además señalan que tiene propiedades antioxidantes . Aunque es verdad, 16,17 esto por sí mismo no indica algún beneficio para la salud; la mayoría de los principales estudios de antioxidantes no ha logrado identificar los beneficios específicos que alguna vez se vieron propensos a dar como resultado de la complementación con estas sustancias.

Dosis

Una dosis típica de aceite de orégano es de 100 mg tres veces diariamente de un producto estandarizado que contenga 55-65% del supuesto ingrediente activo carvacrol.

Temas de Seguridad

No hay riesgos específicos de seguridad conocidos por estar asociados con el uso de productos de aceite de orégano. Sin embargo, en general, los aceites esenciales de las hierbas pueden ser tóxicos cuando se toman incluso en cantidades relativamente pequeñas. También son posibles reacciones alérgicas.

No se ha establecido la seguridad en niños pequeños, mujeres embarazadas o en lactancia, o personas con enfermedad renal o hepática severa.

Revision Information

  • 1

    Akgul A, Kivanc M. Inhibitory effects of selected Turkish spices and oregano components on some foodborne fungi. Int J Food Microbiol . 1988;6:263-8.

  • 2

    Burt SA, Reinders RD. Antibacterial activity of selected plant essential oils against Escherichia coli O157:H7. LettAppl Microbiol . 2003;36:162-7.

  • 3

    Daferera DJ, Ziogas BN, Polissiou MG. GC-MS analysis of essential oils from some Greek aromatic plants and their fungitoxicity on Penicillium digitatum . J Agric Food Chem . 2000;48:2576-81.

  • 4

    Dorman HJ, Deans SG. Antimicrobial agents from plants: antibacterial activity of plant volatile oils. J ApplMicrobiol . 2000;88:308-16.

  • 5

    Elgayyar M, Draughon FA, Golden DA, Mount JR. Antimicrobial activity of essential oils from plants against selected pathogenic and saprophytic microorganisms. J Food Prot . 2001;64:1019-24.

  • 6

    Fabio A, Corona A, Forte E, Quaglio P. Inhibitory activity of spices and essential oils on psychrotrophic bacteria. New Microbiol . 2003;26:115-20.

  • 7

    Force M, Sparks WS, Ronzio RA. Inhibition of enteric parasites by emulsified oil of oregano in vivo. PhytotherRes . 2000;14:213-4.

  • 8

    Friedman M, Henika PR, Mandrell RE. Bactericidal activities of plant essential oils and some of their isolated constituents against Campylobacter jejuni , Escherichia coli , Listeria monocytogenes , and Salmonella enterica . J FoodProt . 2002;65:1545-60.

  • 9

    Hammer KA, Carson CF, Riley TV. Antimicrobial activity of essential oils and other plant extracts. J ApplMicrobiol . 1999;86:985-90.

  • 10

    Juglal S, Govinden R, Odhav B. Spice oils for the control of co-occurring mycotoxin-producing fungi. J FoodProt . 2002;65:683-7.

  • 11

    Lahlou M. Potential of Origanum compactum as a cercaricide in Morocco. Ann Trop Med Parasitol . 2002;96:587-93.

  • 12

    Lambert RJ, Skandamis PN, Coote PJ, Nychas GJ. A study of the minimum inhibitory concentration and mode of action of oregano essential oil, thymol and carvacrol. J Appl Microbiol . 2001;91:453-62.

  • 13

    Mejlholm O, Dalgaard P. Antimicrobial effect of essential oils on the seafood spoilage micro-organism Photobacterium phosphoreum in liquid media and fish products. Lett Appl Microbiol . 2002;34:27-31.

  • 14

    Nielsen PV, Rios R. Inhibition of fungal growth on bread by volatile components from spices and herbs, and the possible application in active packaging, with special emphasis on mustard essential oil. Int J Food Microbiol . 2000;60:219-29.

  • 15

    Sokovic M, Tzakou O, Pitarokili D, Couladis M. Antifungal activities of selected aromatic plants growing wild in Greece. Nahrung . 2002;46:317-20.

  • 16

    Martinez-Tome M, Jimenez AM, Ruggieri S, Frega N, Strabbioli R, Murcia MA. Antioxidant properties of Mediterranean spices compared with common food additives. J Food Prot . 2001;64:1412-9.

  • 17

    Beddows CG, Jagait C, Kelly MJ. Preservation of alpha-tocopherol in sunflower oil by herbs and spices. Int J Food Sci Nutr . 2000;51:327-39.